Ampliar
Videos, audios o fotos con info al 3624393128

Ocurre que por los años setenta, las "Adidas" alemanas era practicamente la dueña del mercado de implementos deportivos. Ya a esas alturas estaba acaparando grandes espacios en distintos deportes, con reputados deportistas embajadores y un importante volumen de compra entre usuarios comunes. En contraparte, por esos mismos años, Nike tenía su trinchera en Estados Unidos, y era una incipiente marca que estaba creciendo, pero sin parangón con lo que hacía el gigante europeo.

A comienzos de esa década, Adidas lanzaba al mercado una zapatilla copada, deportiva y de uso diario también, a la que llamó "Azteca" (la clásica blanca con tres raya azules). Este nombre también suena raro en una marca alemana, pero recordemos que Adidas era sponsor principal del Mundial 1970 de fútbol, que se jugó en México, y cuya pelota se llamaba justamente: Azteca.

Bueno, el hecho es que los creativos de Nike se pusieron entre ceja y ceja contrarrestar el lanzamiento de la Adidas Azteca, con una zapatilla de similares características y un nombre que de alguna manera opacara al de la marca alemana. Y ahí es cuando, de la iluminación del staff, surgió el nombre de "Cortez", que es una adaptación del apellido de Hernán Cortés, el gran conquistador español que terminó por dominar.... ¿a quiénes?.... ¡pues a los aztecas! 

Con eso Nike de manera indirecta le decía a Adidas... "ojo, que acá estamos"... Y bueno, los días de hoy ya son muestra de que ambas marcas son las dominadoras del mercado deportivo mundial.

Nike no mantuvo el apellido original del conquistador, para que no se confundiera con el "cortés" de cortesía (o polite en inglés). Y podemos contarte que tanto la Cortez como la Azteca son hoy modelos de culto que se siguen comercializando en versiones renovadas.

Con pequeñas grandes decisiones se va construyendo la historia...

Leer más...

Galería de videos