Ampliar
Videos, audios o fotos con info al 362 4780238

Este viernes, en la Cámara Segunda en lo Criminal de Sáenz Peña, continuó el juicio a José Ávalos y M.C.G. (menor de edad) por la muerte de su bebe de un año, ocurrido en 2016 en la zona rural de Machagai.

En la audiencia, se presentaron a declarar dos testigos, los padres del imputado José Ávalos, Mariela Ríos y Roberto Ávalos, quienes convivieron por tres meses en la misma casa con la joven pareja integrada por su hijo y su concubina. Aunque coincidieron en su declaración, un detalles llamó la atención del juez: la cuna, Mariela dijo que no tenia barandas, mientras que Ávalos dijo que si tenía e inclusive le hicieron reconocer unas fotos de la cuna que estaba dentro del expediente.

Ríos contó que tomó conocimiento de la muerte del bebé, cuando su hija y la madre del pequeño le dijeron que se había caído de la cuna. "Estaban tomando mate y escuchan que se cayó de la cuna y se golpeo la cabecita, la levantan y le mojan la cara", relató.

Durante su declaración, hizo referencia a “la falta de cuidado que tenía la joven madre sobre el bebé”. Agregó que: "era muy flaquita, o le decía que le de comer pero ella no me hacía caso". Dijo además que  "la bebé era muy enferma, se la veía amarillenta, se le hinchaba la pancita, yo le decía a la madre que la revise, pero no me hacía caso". Además, recordó que antes del fallecimiento la bebe estuvo internada porque estaba desnutrida.

Encabezado por el Juez Nelson Pelliza, en el juicio estuvieron presentes el Fiscal de Cámara Carlos Rescala, los abogados defensores de  José Ávalos imputado, asumido por Benito Rubén Collaneri  y el Defensor Oficial Matías Jachesky, por la joven madre. El juez Pelliza dispuso que asistiera en la sala un traductor aborigen, ya que algunos de los testigos  pertenecen a la comunidad indígena de la provincia.

"No estaba preparada para ser mama"

Sobre la conducta de la joven madre para con su hija, Ríos dijo que "veía que no estaba preparada como madre, le tenía que dar de comer y no lo hacia, y tampoco le quería darle la leche", y recordó que la bebe no era hija de JoséÁvalos: "el la quería, pero la nenita no se daba mucho con él".

La testigo dijo que muchas veces tuvo que darle de comer a la bebe, y también la leche porque "ella era "mañereada" para darle de comer".

Dijo que en varias oportunidades le preguntaba por qué no le daba de comer a la criatura, la joven le decía que era "mañosa" y “cuando no quería comer le pegaba por la cabeza, por la espalda con la mano y a veces le quedaba marca a la criatura porque era blanca ". Y aseguró que al menos tres veces fue testigo de ese suceso, "le pegaba y la criatura lloraba".

Evidencias

Tras las declaraciones, el defensor oficial Matías Jachesky pidió que se incorpore el soporte visual de la cámara de seguridad de la sala de espera en la Cámara, teniendo en cuenta que la joven fue madre nuevamente y actualmente tiene un bebe casi de la misma edad de la pequeña que falleció.

"Este pedido es a los efectos de observar el trato que recibió el menor en las casi cuatro horas que estuvo esperando antes de iniciarse la audiencia". Sobre este pedido tanto el fiscal como la defensa no tuvieron objeción, mientras que el Juez Nelson Pelliza, tampoco  se opuso pero no dejo de manifestar su sorpresa por dicho pedido, "no es una prueba valida pero atento a que las partes no se oponen", hizo lugar al pedido.

Leer más...