Ampliar
Videos, audios o fotos con info al 3624393128

Esta mañana, en el lanzamiento del Plan Nacional de Lectura, el presidente Alberto Fernández habló del avance de las tecnologías y cometió un furcio al hablar de “las novelas” de Jorge Luis Borges.

"Empiezo por confesarme analógico. Celebro pasar las hojas, subrayarlas, marcarlas. Amo que un libro de papel me atrape y lo pueda disfrutar como lo disfrutamos muchos de nosotros en tiempos en donde se leen y se tienen los apuntes en pantalla", expresó el jefe de Estado.

El museo enmudeció cuando el presidente se refirió a “las novelas” de Borges, quien nunca se dedicó a ese género literario. “Borges es reconocido por sus novelas, pero la poesía es maravillosa", pifió Fernández.

La presentación significa la vuelta del Plan Nacional de Lecturas. El gobierno de Mauricio Macri se encargó de desmantelarlo e incluso llegó a tirar libros que eran destinados al plan.

La presentación relanzó el Plan Nacional de Lectura, creado por el expresidente Raul Alfonsin en el año 1984. La propuesta creará un comité que seleccionará un total de 180 cuentos, uno por cada día de clases, para promover la lectura en niños y niñas de todo el país.

Natalia Porta López será la encargada de liderar el plan, la escritora chaqueña es especialista de literatura infantil y ha estado al frente de la Fundación Mempo Giardinelli.

En este contexto, participaron los ministros de Educación, Nicolás Trotta, de Justicia, Marcela Losardo, y Cultura, Tristán Bauer. También participó del acto la escritora Claudia Piñeiro, quien leyó Juan López y John Ward, un poema de Jorge Luis Borges.

Leer más...
none