Ampliar
Videos, audios o fotos con info al 3624393128

Por Jacinto Sampayo*

Verdadera tomada de pelo para toda la sociedad. Que un diputado nacional cobre con este último aumento más de 135 mil pesos por mes es burlarse de la ciudadanía. Claro, con esa plata seguramente apenas llegan a fin de mes, pero entonces qué tiene que hacer un pobre empleado, como los trabajadores de la salud, los maestros, los jubilados, que cobran una miseria, y además son golpeados y perseguidos por los delincuentes porque son vulnerables. O los policías que arriesga su vida a diario, que son asesinados por los delincuentes y cobran una miseria de sueldo y ustedes diputados están ausentes. Por si todo esto fuera poco dicen que el Gobierno está por hacer un recorte en los recursos coparticipables a las provincias y por supuesto a los municipios del todo el país, y ante esto ¿Qué hacen los diputados?

¿Se anima un diputado de éstos a mirarle a la cara a un asalariado y decirle que tuvo que aumentarse el sueldo y cobrar ese dinero? No, los legisladores viven en otro planeta.

Y quizás podrían hacerlo si cumplen con su tarea de legislar para el bien de la gente, pero sin embargo esta manga de haraganes no aprobó una sola ley que permita mejorar la calidad de vida de los argentinos, o de lo contrario que alguien me diga qué hicieron por el tema de la seguridad, no hay una sola ley aprobada que proteja a las pobres víctimas de robos, asaltos o asesinatos; al contrario, todas las leyes apuntan a proteger a los delincuentes, ¿O acaso están legislando para ellos mismos?

Muchachos, reconozcan que este "dietazo" es escandaloso  no tiene ninguna justificación de nadie, al contrario, hasta algunos diputados que parece que les agarró algo de culpa, ya era hora en realidad, decidieron renunciar, aunque déjenme ser desconfiado, me gustaría ver a fin de mes esos recibos para ver si realmente no cobran el aumento.

Veo por televisión que se pelean entre los oficialistas y la oposición por miles de temas, pero para aumentarse los sueldos se ponen en un segundo todos de acuerdo, entonces no queda otra que preguntarse si esta clase política sirve para algo o no, hay que preguntarse hasta cuándo vamos a tener tantos zánganos sentados en una banca cobrando sueldos que la gente común no llega a cobrar ni en un año trabajo. Hasta cuándo vamos a tener a holgazanes a los que nadie controla y que nadie elije porque la mayoría va prendido en una lista sábana.

Estamos a un paso de las elecciones y están los mismos candidatos a diputados, es hora que castiguemos a estos calienta sillas y votemos a conciencia, hoy tenemos la oportunidad de comenzar una nueva historia.

Quizás sea hora que la gente común, los trabajadores, no solamente los municipales a los cuales represento comiencen a tomar las riendas de este país que a todas luces es injusto. Porque como dice José Ingenieros, a quien admiro profundamente, cuando la justicia pierde fuerza, se hace necesaria una fuerza que haga justicia y esa es la fuerza de los trabajadores.

* Secretario general del Sindicato de Trabajadores Municipales de Resistencia.

Leer más...

Galería de videos