Ampliar
Videos, audios o fotos con info al 3624393128

Durante la tarde de este viernes, el intendente Jorge Capitanich rubricó un nuevo convenio de padrinazgo para la preservación y mantenimiento de la plazoleta del barrio Ángel de la Guarda. En carácter de madrina, la presidenta de la Fundación “El Valor de un Alma”, Claudia Sabo, se compromete a mantener en condiciones y embellecer dicho espacio verde de la ciudad.

Tras la reunión, el jefe comunal agradeció a los fieles y pastores de dicha institución religiosa por el acompañamiento, así como al Ejército Argentino y a los vecinos presentes, agregando que este padrinazgo fomenta la participación social y ciudadana para la protección de los espacios públicos. “En Resistencia tenemos 352 espacios públicos que necesita una intervención particular y recurrente, y lo que pretendemos es una mayor participación de toda la comunidad en cada plaza, plazoleta, paseo, parterre o espacio verde en general”, destacó.

Capitanich explicó que esta participación ciudadana está acompañada por la presencia del Municipio, ya que se han llevado adelante en los últimos años tareas de ripio, alumbrado público y mejoramiento del servicio de recolección de residuos que beneficiaron directamente a la comunidad. “Siempre fue parte de la agenda pública trabajar con los vecinos, por lo que creo que fue muy buena la intervención que realizamos y que seguiremos haciendo porque consideramos que es lo que se merecen los vecinos de esta zona”, aseveró el intendente.

Por su parte, el concejal Rodrigo Ocampo consideró un orgullo de que se le otorgue este padrinazgo a una integrante de esta importante iglesia de Resistencia, siempre teniendo como objetivo jerarquizar la presencia del estado municipal y lograr un alto nivel del alcance y cercanía con los vecinos. “Esto que es el tercer cordón de la ciudad, hoy tiene presencia municipal, algo que en gestiones anteriores era inexistente”, agregó.

Para el edil, al inicio de esta gestión se había encontrado un gran abandono del Municipio en varias zonas, algo que se pudo revertir gracias a la presencia de los equipos de trabajo propuesta por Jorge Capitanich al asumir la intendencia. “Tenemos un esquema de trabajo que nos permite llegar de punta a punta de la ciudad, sabiendo que todavía tenemos muchas cosas por mejorar “, explicó.

Y para finalizar, la flamante madrina Claudia Sabo, presidente de la Fundación El Valor de un Alma, manifestó que tras el abandono por parte de las anteriores gestiones municipales se pudo avanzar gracias a Capitanich con un esquema de trabajo conjunto para mejorar la calidad de vida de los vecinos de la zona.

“Este era un barrio muy quedado y hoy podemos disfrutar de esta plazoleta que nos comprometemos a cuidar para que la comunidad pueda disfrutarla”, agregó y concluyó que gracias al apoyo del Municipio no solo se pudo conseguir ripio para las calles, sino también mejoras en el alumbrado público e infraestructura para esta plazoleta que durante más de 20 años nunca tuvo la atención que se merecía. 

 

Protección de espacios verdes

Esto se lleva adelante gracias al Régimen de Padrinazgo de Espacios Verdes instituido por Ordenanza Nº11.739 y reglamentada por Resolución de Intendencia Nº 452, en el que el Municipio otorga la custodia de los espacios verdes para que los padrinos asuman el compromiso de mantenerlo, conservarlo y embellecerlo, siendo solidariamente responsable de la obligación del cuidado y toda medida que exija su mantenimiento.

El padrino se compromete también a realizar el aporte de bienes o servicios, plantado de especies para la parquización y la construcción de obras de infraestructura como caminos y veredas, para permitir el mejoramiento del espacio público en beneficio de la comunidad. El Municipio como compensación, otorgará a la Madrina el derecho de colocar en el espacio verde que apadrina, carteles con leyendas vinculadas al cuidado del medio ambiente en los que se hará expresa mención de su nombre, en miras a brindar homenaje por su esfuerzo.

Leer más...
none