Ampliar
Videos, audios o fotos con info al 3624393128

El Gobierno nacional comenzó a trabajar en los protocolos para el regreso de los vuelos de cabotaje a fines de agosto. Sólo comenzarán a operarse trayectos entre provincias que hayan salido del aislamiento social preventivo y obligatorio por lo que quedarán excluidas, en la primera etapa, salidas desde el área metropolitana de Buenos Aires con destino al interior del país o de Chaco.

Cabe destacar que en la última reunión que mantuvo el gobernador Jorge Capitanich con referentes del transporte, revelaron en cuanto Aerolíneas Argentinas que se están estudiando los alcances, ya que podría ser un vuelo por semana y luego ir generando una agenda de más vuelos de manera progresiva.

“Ya realizamos la primera reunión interjurisdiccional para armar una mesa de trabajo y comenzar a analizar cómo se abrirían los vuelos de cabotaje. No es inmediato pero esperamos que durante agosto podamos abrir con una serie de protocolos y recaudos”, explicó Mario Meoni, ministro de Transporte de la Nación ante.

La pandemia obligará así a trazar una red de vuelos de cabotaje federal, sin pasar por la Ciudad Autónoma de Buenos ni el aeropuerto de El Palomar. Por eso, comenzarían a operarse rutas aéreas entre provincias con baja contagiosidad, sin pasar por el AMBA donde se concentra el 90% de los contagios.

En la mesa de trabajo conformada entre Salud, Transporte, ANAC y Aerolíneas se comenzó a explorar la posibilidad de abrir vuelos entre Córdoba y algunas provincias del sur siempre que se habilite el turismo interno en esas jurisdicciones. Pero todo está atado a la evolución de la pandemia.

Más allá de la Capital Federal y el conurbano, casi el 85% del país ya salió de ASPO y avanzó la fase de distanciamiento social con la reapertura de la actividad económica. En esas regiones volverán a operar los vuelos de cabotaje sin programación regular cuyo alcance en una primera etapa no estaría destinado a turismo interno sino para trabajadores esenciales. Recién a partir de septiembre, y de acuerdo a la evolución de la curva de contagios, se evaluará el regreso de la actividad turística interprovincial.

La repaertura de operaciones de cabotaje fue analizada en un zoom que mantuvieron Meoni , Carla Vizzoti, Secretaria de Acceso a la Salud y Arnaldo Medina, Secretario de Calidad en Salud del Ministerio de Salud de la Nación, Pablo Ceriani de Aerolíneas Argentinas, Paola Tamburelli y Florencia Doivichi de ANAC.

 En paralelo, Aeropuertos Argentina 2000 ya trabaja en los protocolos para la instalación de separadores, controles de temperatura, planillas sanitarias a completar y la obligatoriedad de los pasajeros de usar tapabocas y presentarse entre tres y cuatro horas antes de la salida de los vuelos para cumplir con los procedimientos sanitarios. En Aerolíneas Argentinas estarían incluso dispuestos a dejar asientos libres -no a quitarlos- para prevenir contagios en la primera etapa de reapertura aerocomercial.

Para avanzar en la reapertura de vuelos de cabotaje se tuvo en cuenta la experiencia de los vuelos especiales operados desde y hacia Tierra del Fuego que se realizaron en los últimos dos meses con tripulación, trabajadores esenciales y repatriados internos que no sufrieron contagios en el proceso de traslado áereo. A partir del filtrado del aire por los sistemas de ventilación del avión y las nuevas medidas de prevención, no se detectaron casos en los vuelos que se operaron dentro del país.

Con información de Ámbito

Hacé click y dejá tu comentario 

Leer más...
none