Ampliar
Videos, audios o fotos con info al 362 4780238

Una concejal de la ciudad correntina de San Roque denunció penalmente al viceintendente local de Cambiemos, José Altamirano, de haber cobrado triple sueldo, uno de ellos del Senado nacional, mientras ejerce la función pública en el municipio.

Las investigaciones preliminares que motivaron una denuncia ante la Fiscalía de Instrucción N°1 de la ciudad de Goya, confirmaron que Altarmirano cobró hasta diciembre de 2018 un sueldo de 25.000 pesos por mes en el Senado.

Ese dinero entró al patrimonio del funcionario -dice la denuncia- durante todo el primer año de gestión como viceintendente, tiempo en el que también percibía su salario por esta función municipal sin haber solicitado ninguna licencia sin goce de haberes, según los documentos oficiales recolectados.

La concejal denunciante, Adriana Carmagnola, consideró que se trata de un "viceintendente ñoqui" porque mientras ejerce como presidente del Concejo Deliberante, figura como personal del Senado Nacional, empleado en el despacho del senador macrista de Cambiemos, Pedro Braillard Poccard.

A su vez, el mismo Altamirano tendría un empleo en la Asociación Vecinal de Saneamiento de San Roque (AVESA), según investiga la Justicia correntina.

Carmagnola detectó las supuestas irregularidades y formalizó una denuncia ante la Municipalidad de San Roque; a partir de allí, el Ejecutivo municipal solicitó los correspondientes informes al Senado y a la Asociación Vecinal para constar las irregularidades y poner al resguardo los recursos del erario público.

El resultado de esta investigación se transformó en una denuncia penal ante la Justicia provincial en Goya.

Entre los elementos probatorios del caso, el Senado nacional respondió oficialmente con un documento hecho por el director de Recursos Humanos de la Cámara que certifica que Altamirano estaba dado de alta, percibiendo haberes en el despacho del senador de Cambiemos hasta diciembre de 2018, mientras ya hacía un año que era viceintendente y cobraba su sueldo municipal cercano a los 20 mil pesos en ese momento.

"Pedimos que la Justicia investigue si Altamirano cometió los delitos de defraudación a los Estados nacional y municipal, por doble sueldo, y por violación de los deberes de funcionario público y de las normas de incompatibilidad de funciones y de ética pública, además de otros posibles delitos de corrupción que puedan surgir", dijo Carmagnola.

La edil consideró que "estamos ante una situación grave, en lo que vulgarmente se denomina 'ñoqui' en el Senado de la Nación".

"Cómo es posible que al ser viceintendente también figure como empleado del Senado. A su vez, cómo es posible que sea empleado en la asociación AVESA de San Roque. Es decir, cómo hizo para cumplir esas tres funciones a la vez", agregó la concejal denunciante.

La concejal exige que Altamirano explique por qué no solicitó las debidas licencias sin goce de haberes en el Senado y en AVESA a los efectos de cumplir con su función de viceintendente.

De acuerdo a la denuncia penal, Altamirano cobró hasta diciembre de 2018 un sueldo cercano a 20.000 pesos como viceintendente de San Roque y otro de 25.000 pesos como empleado del Senado nacional.

"Un sueldo privado, como el caso de AVESA, no es incompatible con el de la función municipal; pero la ley de ética pública indica que debió solicitar licencia en esa Asociación porque los altos mandos de un Gobierno no pueden ejercer labores que comprometan su desempeño municipal administrativo como es llevar adelante la gestión del Concejo Deliberante", ejemplificó la concejal Carmagnola.

Ahora, la Municipalidad de San Roque espera que la Justicia avance con la investigación para determinar si hubo delitos de corrupción con el objetivo de garantizar la transparencia en el cuidado de los recursos de los vecinos de la localidad.

 

Fuente: Noticias Argentinas

Leer más...