Ampliar
Videos, audios o fotos con info al 3624393128

El fenómeno climático que días atrás produjo daños materiales en viviendas de pobladores del paraje el Ñandú y El Asustado afectó a la familia Aguirre, Viedma y Rivera.

“En el lugar se hicieron presentes el titular de Desarrollo Social, Javier Bender y el delegado Municipal Daniel Galarza quienes, en un rápido operativo, realizaron un relevamiento en la zona y de las personas perjudicadas por ese fenómeno climático”, afirmaron desde el municipio.

“Muchas familias fueron afectadas por el tornado, pero tres perdieron gran parte de sus viviendas y a quienes se asistió con módulos habitacionales para palear esa difícil situación”, explicaron.

En cuanto a los recursos utilizados afirmaron desde el municipio: “A través de gestiones realizadas por el Intendente Pío Sander, se pudo conseguir la construcción de módulos habitacionales compuesto por dos habitaciones galería y baño, además se hizo entrega de materiales a pobladores que sufrieron daños menores en sus viviendas”.

Está ayuda viene a resolver de manera urgente la problemática de estos productores, ocasionada por el tornado”, añadieron.

Además, expresaron: “El intendente Sander, rápidamente se puso a disposición de los afectados y a través de desarrollo social se llevaron adelante múltiples acciones destinadas a brindar soluciones inmediatas”.

Por otro lado, también comentaron que el intendente junto al secretario de Gobierno Ismael Pablo Barnes y el secretario de Desarrollo Social Javier Bender, visitaron el paraje para supervisar los trabajos en ejecución.  

  "Tenemos el compromiso de asistir y dar rápida respuesta a los vecinos de la zona y todas aquellas personas afectadas por el tornado ocurrido días atrás”, finalizó el Mandatario.

Hacé click y comentá

Leer más...
none