Ampliar
Videos, audios o fotos con info al 3624393128

No existe o no la dejan existir. Es que en ese país está prohibida la Navidad y hay penas para quien la festeje.

Arabia Saudita tiene una reglamentación que prohíbe signos visibles de la celebración de la Navidad.

Tal es así que existe una “policía religiosa”, la cual se encarga de buscar lugares con elementos navideños y perseguirlos.

Esa fuerza quita los símbolos cristianos que encuentre e, incluso, prohíbe los saludos telefónicos interviniendo lo móviles.

La policía religiosa se encarga de terminar con cualquier representación navideña, como tarjetas o árboles y va por locales comerciales buscando cualquier elemento relacionado con la festividad para eliminarlo.

Además, en supermercados está prohibido tener carteles referidos al tema o algo con el deseo “Merry christmas”.

En ese país, quien se atreva a festejar el nacimiento de Jesús, será acusado de “conspirar para celebrar la Navidad”

¿El castigo? Cárcel o deportación. El años pasado fueron detenidas 41 personas.

Arabia Saudita es una monarquía teocrática islámica, tiene al Islam como religión oficial y una ley obliga a que todos los sauditas sean musulmanes. La libertad de elección de religión no existe.

Tal es así que el ministerio del Interior de ese país advierte a los cristianos que no celebren el nacimiento de Jesús. Además, incentivan a los musulmanes a denunciar a quien lo haga.

Se calcula que en ese país hay alrededor de 600 mil cristianos, quienes festejan en silencio o se acercan hasta la embajada de su respectivo país para escapar a la persecución.

Pero cabe resaltar que esta situación no es clásica del islamismo, sino que es exclusivamente de Arabia Saudita, ya que otros países musulmanes sí permiten el festejo de la Navidad.

Festejar la Navidad en Arabia Saudita es un acto transgresor.

Leer más...
none