Ampliar
Videos, audios o fotos con info al 3624393128

“No es casual que hasta estemos juntas en Resistencia cuando en Argentina se vienen profundizando las desigualdades económicas y sociales que deviene en una escalada de la feminización de la pobreza. Estamos resistiendo en la región más postergada del país”, se leyó en la apertura del 32°Encuentro Nacional de Mujeres.

El fin de semana del 14, 15 y 16 de octubre, unas 70 mil mujeres llegaron a Resistencia para debatir sobre sus problemáticas, para conocerse, acompañarse y hermanarse.

Fueron tres días de abrazos, charlas, risas, bailes y mucha reflexión sobre la realidad que vivieron todas las mujeres del país. Estuvieron presentes mujeres inmigrantes, mujeres de pueblos originarios, las trabajadoras sexuales, las mujeres trans, travestis, lesbianas y bisexuales, las mujeres trabajadoras, las madres, las jóvenes, las niñas y muchas más.

Para recibir a tanta cantidad de mujeres, las escuelas del gran Resistencia y alrededores oficiaron de alojamiento, mientras que muchas casas de familia abrieron sus puertas para alojar a los grupos pequeños.

Además, las plazas y espacios verdes de Resistencia se llenaron de artesanas y los bares, teatros y centros culturales pusieron entre sus agendas a las artistas que visitaron la ciudad.

Los debates, en tanto, se realizaron en la UNNE, la UTN y los colegios secundarios y primarios del micro centro de Resistencia.

Los actos de apertura y cierre tuvieron lugar en el Estadio del Club Sarmiento, mientras que, la gran marcha se realizó por las principales avenidas de Resistencia para concluir en el Parque de la Democracia con una peña.

 

ÚNICO EN EL MUNDO

El ENM es único en el mundo por su manera de organizarse y llevarse a cabo. Surgió a partir de un movimiento autoconvocado de mujeres que veían con preocupación la falta de espacios para debatir inquietudes y problemáticas que solo atañen al género femenino. Al inicio solo eran unas pares, pero año a año su convocatoria fue creciendo y hoy convoca a identidades femeninas de todo el país y Latinoamérica. En Rosario 2016, el 31° Encuentro Nacional de Mujeres convocó a 60 mil y en 2017, se sumaron unas 10 mil más.

Su modalidad, también es única, ya que es autónomo, autoconvocado, horizontal, federal, autofinanciado, plural y democrático. Sus talleres, que son "el corazón del Encuentro", se llevan adelante manteniendo estos siete pilares en el marco de debates donde hay solo moderadoras y escribientes que registran todo lo ocurrido para la posterior redacción de conclusiones que luego se convierten en un documento oficial que se difunde públicamente.

Estos siete pilares, rigen también para la elección de la provincia donde se hará el siguiente encuentro a partir de la elección por aclamación en la multitudinaria marcha de cierre y, para su organización previa con la creación de una Comisión Organizadora que se encarga de gestionar todo lo necesario para que el ENM.

Leer más...
none