Para ver esta nota en internet ingrese a: https://www.diariotag.com/a/138199

Una pelea de tránsito terminó con el crimen de un hombre hallado en la puerta de un country

En un principio los policías trabajaron bajo la hipótesis de un posible ajuste de cuentas, dado a qué las pertenencias de la víctima se encontraban en el lugar. 

El empresario asesinado cerca de un country fue atacado por una pelea de tránsito

Hoy se cumple una semana del crimen de Patricio Glave, hombre que fue asesinado el pasado 6 de mayo de cuatro balazos en el kilómetro 4 frente al Country Club Los Cardales. Ese día, un vecino del lugar había dado alerta al 911, al encontrar el cuerpo en el interior de un automóvil. 

En un principio los policías trabajaron bajo la hipótesis de un posible ajuste de cuentas, dado a qué las pertenencias de la víctima se encontraban en el lugar. 

Junto al cuerpo de Glave estaba su auto Chevrolet Meriva en marcha, con las luces encendidas, su celular, un arma calibre 22 y las vainas servidas. Al inicio de la investigación, las primeras imágenes no eran claras y estaban entorpecidas por un árbol, sin embargo, el análisis de nuevas grabaciones detectó que el hecho ocurrió tras una fuerte discusión de tránsito que inició a varias cuadras del lugar del homicidio.

Ahora, el agresor es intensamente buscado. Se trata de Gustavo Fabián D’Aversa de 52 años y propietario de un local de venta de repuestos de motos. Fuentes judiciales, informaron a Télam que el agresor le disparó cuatro veces a Glave y uno de los impactos resultó mortal. Luego del crimen, D’Aversa atropelló con su camioneta el cadáver de la víctima y se dio a la fuga. Por tal motivo, el fiscal Matías Ferreiros emitió cuatro órdenes de allanamiento.

Este jueves por la noche, efectivos policiales realizaron operativos en dos viviendas del sospechoso como así también en sus dos locales ubicados en las zonas de Caseros y Villa Bosch. En dichos lugares se secuestró la ropa que usó al momento del crimen, celulares y otros elementos de valor para la causa.

Ante las pruebas recabadas y la declaración de testigos, el fiscal Ferreiros ordenó la captura nacional de D’Aversa y el secuestro de su camioneta Peugeot Partner dominio NAR094. Si bien en un principio se planteó que el asesinato se produjo por un ajuste de cuentas, fuentes judiciales descartaron dicha hipótesis y confirmaron que la discusión de tránsito fue el móvil del ataque.

Haz click para comentar en Facebook